Internacional

Una tecnología permite convertir el CO2 en sólido, similar al carbón

El exceso de CO2 supone un problema medioambiental a escala mundial: es uno de los mayores responsables tanto de la contaminación como del efecto invernadero, por lo que su eliminación es un aspecto clave. Ahora, un grupo de investigadores afincados en Australia ha conseguido dar con la manera de capturarlo y devolver a estado sólido, conformando un material bastante similar al carbón.

Torben Daeneke, coautor del estudio/hallazgo, ha declarado que en Nature Communications que hasta ahora “el sólo se había conseguido convertir a estado sólido a temperaturas extremadamente altas, lo que lo hacía inviable a escala industrial” pero que con este nuevo método, que utiliza metales líquidos como catalizadores, “es posible lograrlo a temperatura ambiente, en un proceso que es a la vez eficiente y escalable”.

El proceso para conseguirlo consiste en disolver el CO2 en un recipiente que contiene metal y un líquido electrolítico, luego se carga con corriente eléctrica y el CO2 va quedándose al fondo, en forma de escamas de carbono. Esto, según Daeneke, permite “hacer que el dióxido de carbono vuelva a ser carbono” y que, al enterrarlo después, sea como “retrasar el reloj de las emisiones”.

Hasta ahora, lo habitual era capturar el dióxido de carbono y condensarlo hasta hacerlo líquido, procediendo después a introducirlo bajo tierra o a utilizarlo para generar combustibles, un proceso con mayores dificultades técnicas y con cierto riesgo medioambiental ante la posibilidad de fugas.

Convertir en CO2 en carbono por este proceso tiene además otras dos consecuencias positivas. Por un lado, crea un subproducto en forma de combustible sintético, que puede ser utilizado en la industria. Por otro, el material resultante conserva su carga eléctrica, lo que lo transforma en un supercondensador que podría emplearse en futuros vehículos.

Lo mas Popular

To Top